Gobierno boliviano interviene la aduana, por corrupción

LA PAZ. (Reuters)- El Gobierno izquierdista de Bolivia intervino el miércoles la aduana nacional, en un nuevo intento del presidente Evo Morales por frenar prácticas de corrupción que, según confesión propia, serían el mayor enemigo de su “revolución”.

La ministra de Transparencia, Nardy Suxo, dijo al encabezar una operación de cierre de las oficinas de la aduana en La Paz que Morales, quien inició hace dos semanas su segundo mandato, había ordenado acabar con un denunciado “loteo” o reparto de los servicios aduaneros entre militantes del oficialismo.

“La intervención a la aduana se hace fundamentalmente cumpliendo el mandato del presidente Morales de luchar frontalmente contra la corrupción y trabajar por la transparencia de todas las instituciones publicas”, dijo la ministra a reporteros.

Suxo estuvo acompañada por Marlene Ardaya, designada presidenta de la Aduana la semana pasada tras una gestión de tres años en la oficina de impuestos internos, donde se ganó tanto fama de “mano dura” como la confianza del presidente, quien lidera una “revolución” indigenista y socialista.

Ardaya dijo que la intervención con fines de auditoría y eventuales procesos judiciales fue su primera decisión en la aduana, tras encontrar lo que calificó como “innumerables indicios” de actos irregulares en la oficina conocida tradicionalmente como “botín” de políticos gobernantes.

La funcionaria no dio señales sobre cuándo se normalizarían las labores aduaneras, suspendidas el martes tanto en las nueve capitales de departamento como en los principales pasos fronterizos, según medios locales.

En los tres años pasados, el presidente Morales puso la aduana en manos de jefes militares, que no pudieron cumplir el objetivo de cambiar la imagen de la institución.

El gobernante dijo al designar a Ardaya que la corrupción es “el peor enemigo del cambio” y señaló que el contrabando que ingresa a Bolivia alcanzó el año pasado un valor de casi 500 millones de dólares, o un décimo de las importaciones legales.

Sin embargo, organizaciones empresariales aseguran que el contrabando, que ha convertido a Bolivia en no declarada zona franca de productos electrónicos, equivale a por lo menos la mitad de las importaciones del país.


the attachments to this post:

la41
la41


No Comments so far.

Leave a Reply